Seguidores

miércoles, 2 de noviembre de 2011




No te pido que estés pendiente de mí las 24 horas del día, ni que me llenes de regalos. No te pido que tengas una canción que te ate a mí, ni que me felicites todos los días con un mismo número. Tampoco necesito que me des siempre la razón, o que sea tu preferencia ante todo. Pero una cosa sí: quiéreme, mucho, cuanto más mejor. Y demuéstrame que no quieres dejarme escapar.


 Escribe nuestra historia con todos esos besos. Susúrrame al oído y hazme creer que tú eres mi “siempre”, porque seré tan ilusa de ser la persona más feliz del universo, solo por tenerte a mi lado…

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Your comments are my smile.